Un tag de cocina


Fuensanta me propone un tag. Admite ella misma que con este intento va a aprender, como yo, qué significa eso de tag. !Ay, cuánto tenemos que aprender, Fuensanta! Por suerte puedo seguir tus pasos y aprender de tu experiencia.

En el blog asuntos propios nos explica que eso del tag es encadenar blogs a través de un tema común, en este caso, unas preguntas culinarias.

Sirva esta invitación para romper las semanas de inactividad bloguera que llevo gracias a la pereza y a las oposiciones.

Expondré primero las normas, para saber yo misma dónde piso:
Para hacer un tag hay que poner el enlace de la persona que nos envia el tag (Asuntos propios). Poner el reglamento, que es esto que estoy haciendo ahora y contestar a las seis preguntas.

1. Un alimento que no me guste nada.
Las frutas tropicales: coco, piña, maracuyá, kiwi...

2. Mis tres alimentos favoritos.
¿Las palomitas de maíz, las gominolas y el chocolate alimentan?

3. Mi receta favorita.
El arroz sequico con garbanzos de mi madre, el frito de tomate de mi abuela Pascuala y la tortilla de patatas de mi abuela María.

4. Mi bebida favorita.
La cerveza de trigo y el mojito.

5. El plato que sueño con realizar.
Cualquiera decente.

6. Mi mejor recuerdo culinario.
Mis mejores recuerdos culinarios son todos olfativos. El aroma de la leña en el campo de Yecla mientras humea el gazpacho, el susurro que llega desde los macarrones del horno, la primera vez que olfateé el curry, el comino de mi primer cuscús, el bizcocho de mi madre recién salido del horno, el aceite caliente tostando las tortas fritas de mi abuela...

2 comentarios:

Clares dijo...

Perfecto, Marta. Una delicia. Ya veo que tenemos, entre otras cosas, lo de Yecla en común. Sólo te ha faltado enviar el tag a cuatro enlaces, para que siga la rueda. Yo digo que esto del tag es una trivialidad, pero es divertido y crea redes de blogueros. Más adelante, cuando esté más descansada, pienso lanzar tags de literatura, de temas sociales, y otras cosas que se me ocurran. Un besico, guapa. Recuerdos a R. Dile que me gustó mucho su relato y que pronto haré algo sobre él.

Clares dijo...

Que me han dicho, Marta, que además de tag, se llama meme, no sé por qué. Oye, que muy bien, que me ha encantado todo lo que has dicho y que hemos coincidido en nombrar a Yecla, tú porque eres de allí, yo porque casi. La gastronomía yeclana no tiene parangón, ya lo sabes.
Todo perfecto, excepto que no pusiste los enlaces, cuatro, que hacen que otros sigan la cadena. Si va bien, lanzaré uno de literatura. ¿Te apunto?